¿Por qué es ventajoso el arrendamiento automotriz?

Si estas buscando adquirir un vehículo y el sistema de compra no te convence del todo, podrías considerar el arrendamiento (renta), aunque antes debes tomar en cuenta factores sumamente importantes.

Ocho de cada 10 vehículos en México se adquieren vía compra y tan sólo 20% se efectúan mediante un contrato de arrendamiento operativo o financiero, cifra que nos pone muy por debajo del resto del mundo.

Compañías como Audi, Volkswagen, Porsche, BMW, Nissan, FIAT y Toyota, entre otros, ofertan contratos de arrendamiento, cuyo planes varían de 24 a 48 meses aproximadamente (en el caso de compañías independientes, el periodo de arrendamiento más común es de 36 meses, seguido por el de 48).

Existe leasing puro y financiero; el primero es 100% deducible de impuestos, mientras que en el segundo la deducibilidad es únicamente para los intereses pagados. En el caso del arrendamiento puro, los contribuyentes que realizan pagos por el uso de automóviles, pueden deducir hasta 200 pesos diarios por vehículo por 30 días.

La principal diferencia entre ambas es que el arrendamiento puro no tiene la opción de compra del vehículo al finalizar el contrato, mientras que el financiero sí lo considera de acuerdo al valor residual del mismo.

Por qué es provechoso

El riesgo económico relacionado con el valor residual corre a cargo del arrendador. En este caso, el vehículo está en el balance del arrendador y no en el del cliente. En general, la cuota de leasing supone un gasto fijo, independiente de la inflación, cambios de tipos de interés e imprevistos.

El arrendamiento puro es ideal para empresas que buscan reducir su carga fiscal, o bien para para personas físicas con actividad empresarial y para personas morales. El financiero sería adecuado para aquel particular a quien no le importa NO tener la propiedad del vehículo o si no tiene el monto inicial para el enganche del auto.

Para el caso del arrendamiento financiero, las inversiones en automóviles sólo serán deducibles hasta por un monto de 175,000 pesos. Esta es una de las principales ventajas del contrato de arrendamiento financiero con las agencias automotrices, aunque la opción de compra del vehículo al final del plazo será con valor del 1% sobre valor factura.

A largo plazo, esta opción te puede resultar más costosa ya que el costo del ‘leasing’ combinado con el precio de compra de la unidad generalmente es mucho mayor que el nuevo precio del vehículo.

Por último deberás pagar si se excede el límite de kilometraje estipulado en el contrato. Es por ello que debes hacer un cálculo minucioso en el proceso y considerar todas las posibilidades.

¿En qué consiste?

En el arrendamiento o ‘leasing’, el cliente desembolsa cierta cantidad mensualmente por el uso del o los vehículos. Es decir, renta uno o varios autos a largo plazo.

Ventajas

  • Deducción fiscal
  • La renta mensual es más baja que las mensualidades en un financiamiento.
  • Flexibilidad en plazos de acuerdo con la capacidad financiera del arrendatario.
  • En algunos casos se puede adquirir el vehículo al final del contrato.

Desventajas

  • No se tiene propiedad del vehículo.
  • Restricción en el kilometraje.
  • No permite devolver el auto hasta que finalice el convenio.

Con información de Cuatro Ruedas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+